Todas las novedades
volver
16Mar2016

Consejos para armar una cocina integrada

  • Por calera
  • 4 Etiquetas
  • 0 Comentarios

 

Fuente de foto: Espacioliving.com

 

Ya sea por falta de espacio o para crear un ambiente funcional y a la vez sofisticado, actualmente es común integrar la cocina al living. Aquí te ofrecemos algunos consejos:

 

-Podés separar la cocina del living con una barra entre tabiques o una ventana pasaplatos. Para evitar que la mesada quede a la vista, la barra deberá estar a 90 cm de altura. Si sumás unas banquetas altas de buen diseño, esta división puede funcionar como comedor.

– Utilizá el mismo piso en la cocina y en el resto del living para generar continuidad y amplitud visual.

– No coloques azulejos en la pared. Lo mejor es continuar con la misma pintura utilizada en el living (es recomendable que sea anti humedad). Los colores deben estar siempre dentro de una misma gama.

– Si tenés espacio, es muy útil diseñar una isla multifunción en la cocina. Podés ubicar la bacha de un lado y el horno de otro.

– Son ideales las alacenas con puertas marco de aluminio y vidriadas. A las colgantes que ubicamos entre los dos espacios se les puede colocar doble apertura, para utilizar de ambos lados.

– No pongas manijas en los muebles para evitar la imagen típica de cocina. Si no podés evitarlas, colocá las manijas centradas en las puertas.

– Ocultá los electrodomésticos chicos dentro de las alacenas para mantener un orden visual desde el living. Las puertas rebatibles ayudan a disimular el microondas; también hay lavavajillas y heladeras que vienen preparados para el montado de puertas con el mismo diseño que los muebles.

-Colocá una buena campana extractora, con mucha potencia.

-Lo último en material para mesadas es el Corian o el Silestone. Si la inversión no es posible, optá por el granito negro absoluto, que se adapta muy bien en la unión con los otros ambientes.

-Utilizá grifería monocomando: tiene incorporada un regulador de temperatura y caudal, y es mucho más estética.

-Al momento de elegir los materiales, pensá en la funcionalidad. Si hay chicos es mejor evitar las puertas laqueadas, ya que son más propensas a dañarse. Si hay sectores de humedad, lo mejor es utilizar puertas termoformadas, una plancha de plástico PVC que copia una forma sobre fibrofácil. Si el presupuesto es muy ajustado, elegí puertas de melamina con cantos metálicos.

-Una puerta corrediza te permite colocar muebles con puertas rebatibles sin problemas para abrirse y además, al dejar libre el espacio a los lados del marco, brinda sensación de amplitud.

– Redistribuí los muebles con la idea de generar mayor comodidad y ganar centímetros extra.